2 jul. 2013

Capitulo 1


Corrí como nunca antes lo había hecho, sentía un miedo atros no sabia porque corría ni porque sentía aquello tan solo sabia que necesitaba ir a casa con mi tía Clarise, mis piernas flaqueaban, me temblaban llevaba corriendo mas de 20 minutos...
si mi profe de educación física me viese ….ese diez seria mio”- me dije a mi misma.
Seguí corriendo tres calles mas, gire a mi derecha y choque brutalmente contra alguien, salí despedida hacia atrás y choque una ves mas contra una farola, mi primer instinto fue levantarme y seguir corriendo pero al hacerlo me maree.
-Estas bien?-pregunto la persona con la que me había chocado.
-Si.. bueno supongo- me levante cogiéndome de la farola.
-Estas sangrando es mejor que te lleve a un hospital y...
-No! - lo mire -gracias pero no.
mire detrás de mi pero mi perseguidor había desaparecido, suspire aliviada mientras me tocaba la cabeza, dios mio como dolía....
-eh... seguro que no quieres que te acompañe?-dijo el chico mientras se acercaba a mi.
No me había fijado pero tenia unos hermosos ojos rasgados , que hipnotizaban solo con verlos, y una sonrisa que reviviria a un perrito, su cabello era de color vino, su cara angulosa le daba un toque definitivo... parecia un faerie....
salte de su lado y lo mire con desconfianza tía Clarise me había dicho que nunca me fiase de ellos, aunque a mi nunca me habían hecho daño, solían ser seres que se alimentaban de los humanos ya sea causándoles miedo, lujuria.... su sangre,...
-Que ocurre...-dijo acercándose a mi.
-Alejate de mi fairie.... no iré a ningún lado contigo...
-Que?- me miro confundido- Como sabes?... quien eres?
-Crees que te diré mi nombre?-lo mire enarcando una ceja.
-No....no deberías... sabes ante quien estas?-dijo acercándose mas a mi.
-LIlith!!!-escuche una voz llamándome detrás de mi.
Me gire para verlo, estaba a menos de 10 metros de mi Baro, mi mejor amigo aparte de ser un hada... el consejero del rey del verano....
-Estoy aquí Baro...-dije en un gemido.
-Te dije que me esperases Necia! Que le abría dicho a tu abuela si te llega a pasar algo...
El hada que estaba a unos metros de nosotros carraspeo y paso un mano por su pelo.
-Baro.... querido amigo... ella estaría mejor protegida por mi no crees?-dijo alzando la cabeza.
-Jin young!.... es decir- se inclino ante el- mi rey.....
Me quede de piedra..... eso... ese.... es decir el era el rey del verano?....Me quede mirando a Baro sin saber lo que hacer, mire de nuevo a Jin young asi lo habia llamado Baro.. no?, simplemente me encogí de hombros.
-Yo me voy a casa Baro..
-No.... -miro hacia Jin young y este simplemente asentía.
-Yo también voy con vosotros-dijo sonriéndome.
Vale había algo de lo que yo no me había enterado … eso estaba seguro pero que era?
Caminamos tranquilamente por la calle, Baro no había abierto la boca después de que Jin young hablase, suspire y deje caer mi mirada al suelo.
-Que te sucede Lilith?
Levante la cabeza para ver a Jin young y hable casi para mi misma.
-Simplemente me preguntaba porque un faerie me estaba siguiendo antes de que tu aparecieses....
Tanto Sjin young como Baro pararon en seco, pero yo seguí andando solo quería llegar a casa y darme una buena ducha olvidarme de todo lo que había pasado y dormir mucho mucho.

Cuando llegue a casa, tuve la tentación de cerrarles la puerta a Jin young Y Baro, pero reprimí eso y di un grito desde la puerta.
-Abuela ya estoy en cas... - mi abuela estaba de pie al final del pasillo, con los ojos brillantes.
-Hola Jin young- dijo a modo de saludo- como así el Rey del verano,viene a visitarme...
-Sabes porque Eloisa -Corto Jin young- intentaste ocultar algo que no debías haber hecho..
Mire a mi Abuela y a Jin .. vale si aquí estaba pasando algo demasiado raro... y sobre todo olia a secretos.
-Lilith, vete a tu habitación y no salgas hasta que yo lo siga- la voz de mi abuela me saco de mis pensamientos, mire a Baro que se encongia de hombros.
-Puede venir Baro conmigo Abu..
-No!-Me grito- de ninguna manera, vete y enciérrate alli.
La mire extrañada ella nunca me había gritado de esa forma, sentí como mi cara poco a poco se iba poniendo roja, simplemente asentí con la cabeza y me encamine a mi habitación.
-Si quieres algo ya sabes donde estoy- dije un poco a modo de reproche .
Desvie mi mirada hacia Jin young y Baro, los dos miraban a mi abuela entre divertidos y enfadados, cuando entre en mi habitación me tumbe en mi cama, la verdad siempre estaba limpia y ordenada pero ese día había dejado un reguero de cosas por medio, con un suspiro me levante buscando mi MP4, lo encontré justo en la mesita de noche, me coloque los auriculares e inmeditamente me puse a limpiar mi habitación , no me había dado cuenta cuanto había tardado pero con una sonrisa de satisfacción mire mi habitación limpia, suspire y me tumbe nuevamente en la cama, cerre los ojos mientras la música hacia que mis musculos se relajasen y me llevaran a la deriva en el pais de los sueños.

Estaba de pie en un gran salon llevaba un vestido de color champaña y sandalias a juego, mi pelo castaño habia sido recogido agilmente en una coleta alta, Mire a mi alrededor y a lo lejos, distingi ver a Baro, con su pelo casi rubio y sus ojos color verde bosque, sonreí al verlo vestido de esmoquin.
-Te gusta lo que ves?-dijo una vos femenina a mi lado.
Salte a un lado y mire a la mujer, parecía tener unos 19 años, rubia de ojos azules océano, un vestido de color rojo, hacia contraste con su piel palidamente blanca.
-... em .. si -conteste un poco contrariada.
Ella me sonrió y me dio la mano.
-Me llamo Cassidie, y si quieres ver algo mas interesante-dijo mientras señalaba a un chico con la mano- Fijate mejor en Jin young...
Arrugue el entrecejo y mire donde ella me mostraba, El chico estaba de espaldas a mi, no llevaba esmoquin sino unos simples pantalones de pinza y una camisa blanca que contrastaba con su pelo color vino, se dio la vuelta tan rápidamente que no puede quitar los ojos , el simplemente alzo la copa hacia mi a modo de saludo, se despidió de las personas con las que hablaba y se dirigía hacia mi, no pude evitar mirar a sus ojos color hielo
-Lilith -dijo mientras cogía mi mano y la besaba- Es un placer tenerte aquí conmigo
Sonrei mientras desviaba mi mirada hacia otra parte.
-Gracias por haberme invitado a tu....

No hay comentarios:

Publicar un comentario